La UIER, a la espera de un diálogo que se traduzca en hechos concretos

La UIER, a la espera de un diálogo que se traduzca en hechos concretos

El titular de la Unión Industrial de Entre Ríos, Leandro Garciandía, en una entrevista con El Diario planteó la necesidad de una reunión con el gobernador.

 

El impacto de impuestos distorsivos y de la tarifa eléctrica en el desarrollo del sector industrial aparece como tema prioritario a dialogar con el gobernador para la Unión Industrial de Entre Ríos. En un encuentro con el secretario de Producción, la entidad fue puesta en conocimiento del interés del mandatario por convocarla a una audiencia que, por el momento, no tiene fecha.

Este miércoles en horas de la tarde aún no había novedades en cuanto a la fecha de la audiencia del gobernador con los dirigentes de la Unión Industrial de Entre Ríos. A partir del encuentro que se produjo el lunes en la sede de la entidad, con el secretario de la Producción, Alvaro Gabás, quedó la expectativa de que finalmente la reunión se concrete. “Iba a ser para este viernes o el lunes, nos iban a confirmar, pero hasta ahora no hay ninguna confirmación”, respondió a EL DIARIO el titular de la UIER, Leandro Garciandía.

La presentación del pedido de audiencia data del 28 de noviembre de 2018 y contiene una serie de puntos que la entidad aspira poder tratar con Bordet. Gabás transmitió el interés del mandatario por la reunión con los industriales, quienes hasta justifican o parecen entender que una agenda complicada del mandatario hacia fin de año y comienzo de este, puede ser la causa de la demora. Tanto es así, que no obstante la dilación, ante la consulta de El Diario, Garciandía no dudó en calificar a la relación con el gobierno como “muy buena” y del mismo modo ponderó la reunión con Gabás.

AGENDA. El dirigente industrial explicó que el sector está atento a “decisiones políticas del orden nacional, provincial y municipal que terminan interfiriendo en la falta de competitividad de la economía. Lo que le compete específicamente a Entre Ríos –continuó-, que esté al alcance del gobernador, es lo que le vamos a plantear”. Entre las varias cuestiones, aparece el nuevo cuadro tarifario de energía que empezará a regir mañana.

“Dependiendo del tipo de contratación de servicio que se tenga con Enersa, entre el 21 y el 27% será el incremento. Claramente, tiene un impacto muy fuerte en la estructura de costos de un negocio, una empresa, que ya vienen sufriendo un mercado recesivo desde el año pasado”, explicó. Así, “a meses complicados se le suma aumento de costos”, se quejó antes de señalar que en muchas pymes la incidencia de la energía eléctrica en la estructura de costo es muy alta.

La existencia de “impuestos distorsivos” también es materia de conversación con el gobierno. La ley 4035 e ingresos brutos que deben caer a partir del Pacto Fiscal firmado en 2017, es bien visto por el sector. “El gobierno dice que se va a cumplir con eso y no es poco que en la Argentina, se comprometan a algo y lo cumplan”, valoró. Por otra parte, recordó que “hay una reducción paulatina del crédito fiscal que tiene que ver con una determinada escala. Para las (empresas) que quedan fuera y dependiendo de cómo tributen ingresos brutos, el gobierno -el año pasado- diseñó un bono fiscal que en líneas generales implica tomar a cuenta de ingresos brutos, las inversiones que se estén haciendo en la planta. Si bien eso es bueno desde un punto de vista, para que sea operativo, el empresario tiene que estar invirtiendo y en este momento, son muy pocos los que están pensando en invertir para aumentar su capacidad o mejorar tecnología. Más bien se está viendo cómo se subsiste”.

Tras la explicación, concluyó que “es una buena medida, tiene el reconocimiento del sector, que a la vez advierte que no alcanza a toda la industria”. No obstante, lo que el sector lee es que “hay un reconocimiento de que existen impuestos que son distorsivos”.

En medio de la entrevista surge el caso puntual. “El 18% de lo que se exporta en arroz es la cadena de ingresos brutos, por lo que es imposible tener una economía competitiva con impuestos que distorsionan por todos lados”, remarcó.

La carga impositiva en concepto de ingresos brutos y una tasa de contribución de mejores que cobran las municipalidades sobre el total de la factura de energía, también son considerados distorsivos. Además, aseguró, no hay una contraprestación del servicio.

En términos generales, la demanda es “que el Estado vea de qué forma puede tener impuestos que favorezcan el desarrollo económico y no que solo piense en financiarse con cargas de impuestos sin ver cómo afectan. Hay que encontrar soluciones entre todos, porque también de este lado entendemos que al Estado hay que financiarlo”. En este orden, hasta plantea la necesidad de una reforma impositiva más de fondo, integral, que promueva el desarrollo de la economía.

En la agenda temática también aparece la situación de los parques industriales, en los que hace falta inversión en servicios. Se cobran tasas por servicios que no se prestan, es lo que señala el industrial.

Producto del diálogo que se tenga, no descartó que el gobierno provincial pudiera interceder ante el nacional, para “revertir entre todos este mal momento que estamos viviendo en términos de mercado”.

Garciandía rescató que “es importante que haya diálogo, y que ese diálogo se transforme en hechos concretos, reales. Sentarnos solo a dialogar no tiene sentido. Entendemos la situación, entendemos que no se pueden solucionar todos los temas de un día para el otro, pero hay que empezar a transitar un camino donde veamos que hay una comprensión de lo que es necesario para que la industria se desarrolle y que se generen puestos productivos. Se necesita más salario industrial, más creación de empleo privado, que generen valor sobre la materia prima para poder exportar”, expuso.

La reunión que la dirigencia de la UIER mantuvo con Gabás, en muy buenos términos, al decir del titular de la entidad, permite visualizar que “hay una buena comprensión de parte del secretario de Producción de la problemática. Impuestos distorsivos, el impacto que tienen en la factura de energía, el costo del servicio eléctrico, fueron temas abordados con el funcionario, como un anticipo de lo que pueda resultar la audiencia con el gobernador Bordet.

Mejora para algunos sectores

Garciandía: “Es importante que el diálogo se transforme en hechos reales. Sentarnos solo a dialogar no tiene sentido”.
“Creo que no va a haber una mejora de toda la economía, pero sí de sectores puntuales”, es lo que contestó a EL DIARIO el titular de la Unión Industrial consultado sobre las expectativas para los próximos meses.

Garciandía consideró que “algunos sectores van a tener mejoras, este clima adverso puede generar pérdidas pero también se está dando un tiempo muy bueno para que la soja tenga mejor rendimiento. Parece que el sector de la producción primaria va a estar bien, probablemente arrastre parte de la industria metalmecánica, parte de la industria de la construcción. Creo que va a haber sectores, no toda la economía, que van a estar mejor”, insistió.

Buenas perspectivas también avizora para el sector avícola que está exportando, siempre y cuando el dólar no se atrase, como sucede en todos los años electorales, advirtió. En este punto, acotó que por la soja ingresarán al país muchos dólares, que impactarían en el tipo de cambio, hacia la baja.

En otro orden, y atento a que sectores del trabajo discutirán salarios en los primeros meses del año, apuntó que “probablemente tiendan a mejorar el poder adquisitivo y eso se vuelque al mercado interno”, a lo que sumó la actualización de los haberes previsionales.

“Los objetivos a nivel macro planteados -llegar al déficit cero- son muy ambiciosos, está bueno que suceda, pero tienen un costo social muy fuerte. Hay que buscar un equilibrio entre todos. No estamos viendo grandes cambios en los próximos meses. Medidas reactivadoras del mercado interno no estamos viendo que ocurran y hay un escenario en el que la inflación no termina de aflojar”, reflexionó finalmente.

 

Fuente: https://www.eldiario.com.ar/20075-la-uier-a-la-espera-de-un-dialogo-que-se-traduzca-en-hechos-concretos/


UIER dialogó con el secretario de Trabajo sobre la situación del empleo en Entre Ríos

La Secretaría de Trabajo de la provincia convocó a la Unión Industrial de Entre Ríos (UIER) este viernes para poner sobre la mesa el difícil escenario que atraviesan las empresas productivas que afecta los niveles de empleo. En ese marco, se avanzó en articular las acciones necesarias en pos de sostener los puestos laborales, además de instrumentar otras herramientas tendientes a mejorar las condiciones.

La Unión Industrial de Entre Ríos (UIER) mantuvo un encuentro este viernes por la tarde junto al flamante secretario de Trabajo de la provincia, Fernando Quinodoz, para dialogar sobre los distintos temas que dan cuenta de la situación laboral en el territorio provincial. En ese marco, se remarcó la importancia de propiciar las acciones necesarias para sostener el empleo privado y mejorar sus condiciones en los sectores productivos.

Durante la reunión, el presidente de la UIER, Leandro Garciandía, presentó a los coordinadores del Departamento de Recursos Humanos de la entidad, que pusieron en común los desafíos pendientes, con el foco puesto en implementar las herramientas que posibiliten agilizar y transparentar los procesos de empleabilidad.

Entre otros aspectos, durante el encuentro se planteó la situación de las juntas médicas y la necesidad de agilizar los procedimientos. También se dialogó sobre la posibilidad de retomar el observatorio de ausentismo y sobre la relación de la UIER con las escuelas técnicas de la provincia, claves en la formación y capacitación de los jóvenes con proyección de inserción laboral.

Otro de los puntos tratados fue la implementación de la firma digital en las empresas, reconociendo la importancia de incorporar los avances tecnológicos, sin perder de vista también las situaciones disímiles en los establecimientos. En este sentido, se fijó para el 6 de diciembre una capacitación técnica por parte de la cartera de Trabajo para brindar más detalles al respecto, sujeta a modificación por eventualidades.

Tras analizar el escenario económico en que se encuentra el país, de la que Entre Ríos no está ajeno, se abordó el decreto dispuesto por el Gobierno nacional que establece para el sector privado el pago de un bono de fin de año y los procedimientos de notificación para despidos sin causa. En este sentido, se pusieron en común las dudas y certezas sobre el texto de la normativa.

Finalmente, desde el Departamento de Recursos Humanos de la UIER y la Secretaría de Trabajo analizaron la posibilidad de llevar a cabo reuniones periódicas con el objetivo poner en común una agenda de trabajo.

En la reunión también estuvo presente el coordinador General de la Secretaría de Trabajo, Armando Ferrari, y un técnico de la cartera; mientras que por la UIER formó parte Alfredo Sircovich, Andrea Faisal, Gabriel Garrido, Hernán Orlandi, Ramiro Botta y Esteban Cabrera.


La industria ante otro aumento de la energía

La Unión Industrial de Entre Ríos (UIER) pone de manifiesto su preocupación ante la posibilidad de un nuevo incremento en la tarifa eléctrica. De acuerdo a la información de fuentes periodísticas por disposición de la Secretaría de Energía de la Nación, el mismo se aplicaría sobre el precio mayorista a partir del 1° de noviembre. Por otro lado, a esto se sumaría un incremento del VAD –Valor Agregado de Distribución– de la empresa de energía provincial, que está para aprobación del Ente Provincial de la Energía de Entre Ríos (EPRE).

Nuestra entidad reitera lo expresado en los encuentros mantenidos con el Presidente de Enersa y secretario de Energía de la Provincia, Ing. Jorge González, en sede de la UIER, en relación a que dichos incrementos tienen además un efecto arrastre sobre las cargas impositivas nacionales, provinciales y municipales, lo que redunda en un mayor impacto sobre el costo impositivo, que compone el cuadro tarifario.

El aumento significará un nuevo golpe directo a todo el sector industrial, pero especialmente afectará mucho más a las pequeñas y medianas empresas que conforman la mayoría del abanico productivo de la provincia y que, en medio de una crítica coyuntura por diversos factores, con grandes esfuerzos se sustentan.

En agosto, el sector ya tuvo que asumir importantes incrementos de la energía, que impactaron en los establecimientos industriales en el orden del 50%. Vale compartir que hay empresas a las que sumando la situación general crítica que vive nuestro país, las obligó a tomar medidas duras –que en muchos casos ha significado suspensiones y también despidos– para evitar su quebranto. Tras este cimbronazo, nuevamente los sectores generadores de valor ven con preocupación la posibilidad de enfrentar una fuerte suba de costos que, desde ya se afirma, no todas estarán en condiciones de soportar.

En este sentido, resulta primordial que el Estado nacional, las provincias y municipios en su conjunto tomen las medidas necesarias que les competen siendo clave mitigar y/o eliminar los impuestos y tasas distorsivas (componentes no energéticos) que integran la factura de energía, lo que posibilitará morigerar el impacto negativo que tiene esta política en el sector industrial.

Finalmente reiteramos, no es menor subrayar que el incremento de los costos energéticos se da en medio de un mercado interno recesivo, con un notable y ya muy prolongado derrumbe de ventas con la consecuente caída de la producción, importantes pérdidas de rentabilidad, problemas en la cadena de pagos, imposibilidad de financiarse por las altas tasas de interés y dificultades aún más preocupantes para sostener los puestos de trabajo.


Provincia presentó a la UIER la línea de créditos del CFI para mejoras ambientales

El encuentro, presidido por Martín Barbieri, secretario de Ambiente, contó con la presencia de Leandro Garciandía, presidente de la Unión Industrial de Entre Ríos, además de otros miembros de la entidad. En ese marco, se explicaron detalles de la iniciativa que permitirá realizar inversiones en tecnología de tratamiento de residuos y efluentes de los sectores industrial y primario. Además, se presentó una guía de trámites ambientales.

La Secretaría de Ambiente de la Provincia y el Consejo Federal de Inversiones (CFI) presentaron a la Unión Industrial de Entre Ríos (UIER) las líneas de crédito gestionadas por el Gobierno provincial y destinadas a realizar inversiones en tecnología de tratamiento de residuos y efluentes de los sectores industrial y primario.

El encuentro contó con la presencia del secretario de Ambiente, Martín Barbieri, y el presidente de la UIER, Leandro Garciandía. En ese marco, se brindaron los detalles de la herramienta de financiamiento a la que accedió la provincia, a partir de un convenio que el gobernador Gustavo Bordet firmó días atrás con el presidente del CFI, Juan José Ciácera.

A partir de esta firma, la Provincia aportará a través de la Secretaría de Ambiente los recursos necesarios con el objeto de subsidiar en dos puntos porcentuales la tasa de interés variable que aplica el CFI para su Línea de Créditos para la Reactivación Productiva, en todo proyecto destinado a la inversión en tecnologías de tratamiento de residuos y efluentes.

En la presentación, Barbieri mencionó que a los pocos días de asumir al frente de la cartera se reunió "con la UIER y conformamos una mesa de trabajo donde se realizó un intercambio muy enriquecedor, con propuestas, alternativas y demandas. Con estas líneas de crédito estamos dando respuesta a esos planteos desde el Gobierno provincial".

En este sentido, precisó que las líneas permitirán a las industrias y al sector primario realizar adecuaciones en materia ambiental que permitan “sostener la producción de manera sostenible”. Indicó además que hay disponibles créditos de hasta 2,5 millones de pesos para el sector industrial, con un año de gracia y cuatro de devolución.

"El CFI aplica el 50% de la tasa nominal del Banco Nación y la Provincia subsidiará dos puntos de la misma, con lo cual queda una tasa del 26,92%. No existen esas tasas en el mercado hoy", afirmó el secretario.

Guía de trámites

En la oportunidad, también se presentó una guía de trámites que la Secretaría de Ambiente elaboró, a pedido de la UIER, para facilitar las gestiones de los consultores ante el organismo. Al respecto Barbieri dijo que “permitirá darle agilidad y ejecutividad a las gestiones”.

Por su parte, el presidente de la UIER consideró fundamental contar con la herramienta de la guía de trámites, que “es fruto de un trabajo conjunto y que ordena, sistematiza y no deja dudas de lo que es el trámite y lo agiliza”.

Sobre las líneas de financiamiento, Garciandía dijo que permitirán “replantear algunas cuestiones que no están acorde a lo que establece la legislación; nos parece una muy buena medida, más aún en la situación compleja que estamos pasando. Es importante tener una línea de financiamiento que nos permita evolucionar, porque lo que buscamos es tener un esquema sustentable de producción, cuidar los recursos naturales y humanos pero sobre todo tener una industria sustentable. Y eso se logra con políticas claras, como tenemos hoy, y la posibilidad de financiarnos para llevar adelante los trabajos que sean necesarios”.

Estuvieron presentes también el subsecretario de Ambiente, Lucio Amavet, y miembros de la comisión directiva y representantes de distintas empresas que integran la UIER; además del técnico del CFI, Marcelo Mendieta.

Sobre las líneas de crédito

En el marco de la Línea de Créditos para la Reactivación Productiva del CFI, se procederá al financiamiento de toda Inversión en Tecnologías de Tratamiento de residuos y efluentes, disponiendo para este tipo de inversiones una tasa de interés diferencial y competitiva, atendiendo a las necesidades de las empresas que presenten proyectos y que reduzcan de forma importante el impacto ambiental de las actividades productivas.

Según se informó oficialmente, se dispondrá de hasta un millón de pesos para la producción primaria; y hasta 2,5 millones de pesos para el sector industrial.

Las tecnologías a financiar en el sector industrial son: demandas existentes en industrias lácteas, avícolas, porcinas, carne vacuna, pastera, planta de acopio y alimento balanceado, Rendering (Producción de harina de plumas, harina de sangre, harina de pescado, harinas de huesos, aceite de pescado, entre otros, a partir de subproductos cárnicos y pescado, sangre, grasa, hueso, plumas de pollos, vísceras, etc.) y frigorífico de pescado.

En tanto, las tecnologías a financiar en el sector de producción primaria son: sistemas de captura, recolección, almacenamiento, procesamiento y dispersión de residuos y efluentes (infraestructura, equipamiento y maquinaria).


UIER demanda medidas urgentes para cuidar la producción y los puestos de trabajo

En medio de la situación crítica que vive la economía argentina y que afecta de lleno a la actividad industrial, desde la Unión Industrial de Entre Ríos (UIER) manifestamos la urgente necesidad de implementar políticas concretas que permitan revertir esta muy preocupante realidad.

Dentro de este marco acuciante, la provincia no está ajena al mismo sino que, por el contrario, numerosas empresas están mostrando signos de agotamiento, tal como es el caso de la actividad metalúrgica, arrocera, maderera, láctea, granjas porcinas, y textil, entre otras. En este sentido, resulta necesario que el Gobierno provincial demande con énfasis al Gobierno Nacional que se pongan en vigor las imprescindibles medidas y políticas de Estado necesarias para sostener la producción y cuidar el empleo.

En este contexto, consideramos central que, por un lado, se tenga previsibilidad macroeconómica y, por otro, se implementen medidas concretas que atiendan las urgencias del corto plazo y generen certidumbre. Desde esta perspectiva, desde la UIER entendemos que no se pueden postergar las medidas específicas y necesarias para apuntalar a todos los sectores productivos del país para, de esta manera, salir de esta asfixiante coyuntura.

Insistimos, en este sentido, se lleve a cabo un esquema de baja gradual de las tasas de interés, no sólo para evitar que se corte la cadena de pagos, sino también para mejorar el financiamiento que exigen las empresas para su funcionamiento y proyectos de inversión. Además, resulta clave reducir los costos energéticos a través de la revisión de los componentes impositivos, no penalizando a quienes agregan valor y generan empleo y eliminando la superposición tributaria que ahoga a las empresas y, en particular, a las pymes.

Tal como manifestó el presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Miguel Acevedo, los problemas que hoy estamos viendo nos vuelven a dar evidencia de que sin desarrollo del sector industrial es imposible un progreso económico y social integrador. "Cuando a la industria la va bien, al país le va muchísimo mejor", sentenció.

De este modo, salir de esta situación es lo urgente. Las medidas que se requieren son inmediatas, con el objetivo de poder avanzar luego en una política industrial integral y sustentable, que permita a las pequeñas y medianas empresas seguir agregando valor. Si el 90% de la composición industrial de la provincia son pymes, atender sus necesidades es vital para producir más y mejor, sostener los puestos de trabajo y retomar la agenda de crecimiento.

Unión Industrial de Entre Ríos


La UIER participó de la presentación del informe de gestión de Producción

Se concretó este martes en el Centro Provincial de Convenciones y contó con la presencia de funcionarios, empresarios y representantes de diversas organizaciones. El gobernador Gustavo Bordet brindó un discurso y resaltó la necesidad de "poder trabajar codo a codo con el sector privado que en definitiva es quien marca el pulso de la actividad productiva y económica de la provincia".

Este martes se llevó a cabo la presentación de un informe de gestión de Producción de Entre Ríos que realizó el secretario de la cartera, Álvaro Gabás. El encuentro se concretó en el Centro Provincial de Convenciones, ante autoridades de la Unión Industrial de Entre Ríos (UIER) -con la representación de Eduardo Tonutti-, el Consejo Empresario de Entre Ríos (CEER), además de otras instituciones y representantes de distintas empresas.

En ese marco, también estuvo el gobernador Gustavo Bordet, quien manifestó: "Pensar una provincia productiva con tasas de mercado promedio del 50%, realmente es complejo porque se alienta más una relación especulativa que la productiva. Acá hay que hacer propuestas, lo que tenemos que tomar son medidas tendientes a superar esta situación, a no quedarnos inmovilizados y en esto a poder ir avanzado en metas que nos hemos fijado".

“Se trata de poder trabajar codo a codo con el sector privado que en definitiva es quien marca el pulso de la actividad productiva y económica de la provincia de Entre Ríos. Nosotros lo que tenemos que hacer es generar las políticas públicas para poder apuntalar y desarrollar las políticas productivas. No es un camino fácil el que nos toca y no es un momento fácil el de macroeconomía”, afirmó Bordet.

Remarcó la necesidad de concentrar “todo el esfuerzo de la gestión en encontrar las articulaciones necesarias para trabajar en conjunto con los municipios, con las juntas de gobierno, y articuladamente con todos los estamentos del gobierno provincial”.

El mandatario destacó que una de las características de la gestión ha sido el “tener permanentemente abiertas todas las puertas para dialogar, para ser permeables a las críticas”, y valoró que “las críticas nos fortalecen, hay que aceptarlas y tomarlas como una fortaleza para poder superar determinadas situaciones”.

Firme desafío

Más adelante, Bordet indicó: “Teníamos un firme desafío desde el primer día de gestión, sabíamos que el principal problema que teníamos era el déficit fiscal que tenía la provincia, veníamos recurriendo permanentemente al endeudamiento para pagar gastos corrientes, es algo que en el tiempo sabíamos que no iba a ser sostenible de ninguna manera”.

Al respecto, explicitó que “trabajamos en dos sentidos, primero recuperando ingresos que nos correspondían, y por otro lado restringiendo gasto público entendiendo que debíamos preservar las fuentes de trabajo pero no incrementar la planta de personal”.

“Por primera vez en mucho tiempo tenemos el segundo año de decrecimiento de la planta del Estado, y esto no significa haber expulsado absolutamente a nadie, sino que no hemos incorporado a nuestra plantas nuevas estructuras, sí hemos cubierto lo que significa suplencias en educación, salud, o seguridad que son las tareas básicas indelegables que tiene el Estado”, aseguró.

Posteriormente el gobernador hizo un repaso de los principales aspectos y metas de acción, y mencionó que “la primera era tener articuladas determinadas acciones y la segunda avanzar varios pasos más adelante que nos está demandando el sector productivo”.

En ese sentido, recordó que se está trabajando en “crear la agencia de inversiones de Entre Ríos, como tiene Córdoba, Santa Fe, Mendoza”.

Por otra parte, “tenemos por delante que trabajar en materia fiscal tributaria, para poder evitar presión en las estructuras de costos en nuestras empresas. Aquí se ha dado un gran paso que ha sido el consenso fiscal y esto digo que ha sido un gran paso porque lo firmamos 23 de 24 distritos con el gobierno nacional, para ponernos de acuerdo en tener uniformidad de tributos provinciales”, apuntó.

Destacó también: “La semana pasada firmé la adenda en donde se ratifican estas exenciones y disminuciones de tasas que teníamos previstas. Mantuvimos el compromiso que habíamos asumido y ratificamos la disminución para el año 2019 en Ingresos Brutos para el sector primario y la industria y la exención total para las dos actividades para el 2020”.

También, resaltó las obras en infraestructura del sector energético y en materia vial. “Son los grandes aspectos sobre los que tenemos que trabajar desde el lugar que nos toca para poner en condiciones al sector productivo de mejora en la estructura de competitividad. Y, por supuesto, después en todo lo que coyunturalmente se va generando, tener las condiciones de diálogo permanente”, resumió.

Por último, el mandatario indicó que “el camino que tenemos por delante es el de rendir cuentas, por un lado, y por el otro proponer para futuro nuevas metas, nuevos objetivos y trabajar en conjunto para lograrlos. No tengan duda que si todos transitamos un camino basado en relaciones mutuas de confianza y de trabajo vamos a poder lograr tener el desarrollo que todos queremos y la provincia que todos merecemos”.

Informe de gestión

El secretario de Producción, Álvaro Gabás, presentó el informe enmarcado en la gestión del gobernador, basada en la transparencia, las cuentas claras y la administración de los recursos del estado, además de poder corroborar y reafirmar el camino que se lleva desde el organismo, con objetivos claros propuestos desde el inicio.

“Esto es parte del trabajo de un funcionario poder informar a la población lo que se está haciendo, no solo porque es un deber constitucional, sino porque además es una obligación hacia los empresarios y la ciudadanía en general. Hemos crecido en recaudación y hemos bajado los gastos públicos en lo que a nuestra dependencia refiere. Creemos que somos una provincia con mucho valor agregado y en ello nos enfocamos a que esa mercadería, esa producción salga al mundo, por lo que estamos trabajando en lo que será la agencia de promoción de exportaciones”, destacó el funcionario.

Gabás finalmente mencionó: “Hemos brindado el apoyo a los productores con líneas de créditos y un trabajo mancomunado, articulado y consensuado con las áreas del Estado y el sector privado, punto fundamental de crecimiento. También se han profundizado los controles en lo que son el cumplimiento de nuestras leyes. Además se ha concretado un pedido muy especial del sector citrícola como es la implementación de una barrera fito sanitaria que se estará instrumentando a corto plazo. Esto es solo parte de lo que estamos haciendo ya que lo que nos queda es aún más, y hacer de esta manera que la provincia crezca, para ello rendimos cuentas y lo seguiremos haciendo para todos los entrerrianos”.


Con impulso privado, avanza la creación de la Agencia de Inversiones y Comercio Exterior

La UIER forma parte de la iniciativa junto a otras entidades de la provincia. En ese marco, se concretó una reunión en la sede del Consejo Empresario de Entre Ríos junto al secretario de Producción, Álvaro Gabás, para avanzar en la estructura y roles de la organización para su puesta en funcionamiento.

Crédito: CEER

La Unión Industrial de Entre Ríos (UIER) trabaja junto al Consejo Empresario de Entre Ríos, la Bolsa de Cereales de Entre Ríos, la Bolsa de Comercio de Entre Ríos, la Cámara de Comercio Exterior de Entre Ríos y la Secretaria de Producción de la provincia en la propuesta de crear una Agencia de Promoción de Inversiones y Comercio Exterior.

Los referentes de las entidades de la provincia se reunieron este miércoles en la sede del Consejo Empresario con el secretario de la Producción, Álvaro Gabás. En ese marco, avanzaron en definir y coordinar una estructura organizacional y roles para la puesta en funcionamiento de la futura agencia.

El organismo público-privado tendrá como objetivo promover y aumentar la base exportadora de la provincia y facilitar la inversión y el desarrollo local, ayudando al crecimiento sostenido y sustentable de empresas y la competitividad de sus productos.

"Es muy importante que junto al sector público trabajemos articuladamente para que Entre Ríos cuente con un organismo que nos permita potenciar nuestros productos y, a su vez, fomentar las potencialidades que tenemos como provincia para generar las inversiones que necesitamos”, expresó Juan Diego Etchevehere, presidente del CEER.

A su vez, consideró: "Con la Agencia buscamos administrar programas de promoción de exportaciones y de atracción y desarrollo de inversiones, así como de asesoramiento y formulación de informes que sean de utilidad para la definición de las políticas públicas provinciales".

En representación de la UIER estuvieron presentes Andrea Faisal y Gabriel Weidmann. También asistieron Miguel Pacheco (BolsaCER), Patricia Popelka, Alfredo Calabrese, Andrea Firpo, Fernando Caviglia y Santiago Henderson (CEER), Santiago Escales Migliore (Área de Exportaciones) y Pablo Romero (Subsecretaría de Industria).


Lanzan créditos del CFI en Entre Ríos para finanzar exportaciones

El Consejo Federal de Inversiones (CFI) asignará la suma de 40 millones de pesos a la Línea de Créditos para la Producción Regional Exportable, para asistir a las pymes productores de bienes y servicios para el exterior. Se otorgarán préstamos de hasta 150 mil dólares para financiar el proceso productivo y de acondicionamiento de las mercaderías a exportar. La UIER formó parte del acto.

“Este convenio nos pone en la vanguardia para poder avanzar en el sector exportaciones”, afirmó el gobernador Gustavo Bordet al firmar con el secretario general del Consejo Federal de Inversiones (CFI), Juan José Ciácera, una nueva línea para financiar las exportaciones entrerrianas al mercado internacional.

“En todas las cadenas de valor siempre hay una apoyatura por parte de la provincia con el CFI para llegar con líneas crediticias. Esto forma parte de una política que tenemos en nuestra provincia de apoyar a los sectores productivos con líneas de créditos propias”, resaltó el mandatario.

“Es importante porque forma parte de la estrategia de dar las herramientas necesarias a nuestros productores para que puedan seguir desarrollando su actividad sosteniendo las fuentes de empleo que son muy necesarias en todo nuestro territorio”, detalló el mandatario ante referentes de la Unión Industrial de Entre Ríos, del Consejo Empresario de Entre Ríos y la Federación Agraria, entre otros.

El acuerdo establece que el CFI asignará la suma de 40 millones de pesos a la “Línea de Créditos para la Producción Regional Exportable” para asistir financieramente a las micro, pequeñas y medianas empresas entrerrianas productoras o proveedoras de bienes e insumos destinados a la exportación.

Esta línea otorga créditos de hasta u$s 150.000 para financiar el proceso productivo y de acondicionamiento de las mercaderías a exportar, desembolso que se hace previo al embarque de la mercadería. La tasa de interés que se aplica es del 2,5 por ciento.

“Por las características que tiene la provincia de la diversificación de las economías regionales se nos hacía necesario sumar a las diversas líneas de crédito que gestionamos para nuestra provincia a través del CFI, un programa que apoye al sector exportador porque es allí donde necesitamos generar nuestras propias divisas, más en este momento apalancar al sector de exportaciones en la provincia resulta clave y medular”, argumentó el gobernador.

“Por eso este convenio de 40 millones de pesos nos pone en la vanguardia del resto de las provincias para poder avanzar en el sector exportaciones, que es algo en lo que teníamos una demanda permanente”, ahondó al respecto en el acto que encabezó este martes por la tarde en el Centro Provincial de Convenciones en Paraná.

Además, el mandatario destacó que la provincia tiene créditos otorgados a través del Consejo Federal de Inversiones (CFI) por más de 200 millones de pesos a tasa subsidiada por el organismo y el gobierno provincial. “Están destinados a líneas que tienen que ver con emergencias, como las inundaciones y luego las sequías que sufrimos en nuestra provincia. Ahí estuvimos, subsidiando con tasa cero a nuestros productores”, informó.

“También hay una línea de crédito que está destinada a jóvenes emprendedores, otra línea de crédito para el sector turístico, al que necesitábamos dinamizar, y al productivo. En todas las cadenas de valor siempre hay una apoyatura por parte de la provincia con el CFI para llegar con líneas crediticias”, detalló.

“Entre Ríos tiene un sector exportador muy amplio, que va desde la cadena avícola que es quizá la más importante, a la cadena citrícola que está en el momento de exportación, la de arándanos que está comenzando las exportaciones a mediados de setiembre u octubre, las cadenas lácteas, los laboratorios de medicamentos entrerrianos, y la cárnica”, señaló también el mandatario.

“Hay un sinnúmero de posibilidades y de empresas que necesitan este capital inicial en dólares, que hace atractivo y factible realizar el negocio, concretarlo y cuando se percibe el resultante de las operaciones, cancelar el crédito”, redondeó.

Por último, Bordet transmitió “la necesidad de trabajar en conjunto, de afrontar situaciones que son muy difíciles e inciertas pero hacerlo con la convicción de que si ponemos lo mejor de cada uno de nosotros podemos salir adelante y sobrellevar situaciones adversas”.

Sobre la línea de crédito

El titular del CFI, Juan José Ciácera comentó: “Hace pocos días estuvo el gobernador en el CFI y hablamos del contexto internacional, nacional y provincial, y me dijo que había una gran posibilidad para las pequeñas y medianas empresas de la provincia de Entre Ríos para exportar". En ese sentido, "nos pusimos a trabajar para firmar un convenio de 40 millones de pesos para impulsar estas exportaciones de las pequeñas y medianas empresas entrerrianas", relató.

El funcionario también contó que "cada empresa podrá disponer de 150 mil dólares", y que la devolución tiene un "plazo elástico" que se da "prácticamente cuando el dinero regresa al país por empresa". Es decir, "las empresas pueden pagar todos los insumos que necesitan, los gastos de aduana y recién cuando cobran la exportación devuelven el dinero al CFI".

El ingeniero también destacó que la tasa de interés es "muy baja" ya que se ubica en el 2,5 por ciento "reales, no le agregamos nada más". Y reforzó: "Prácticamente lo que hace el Consejo es pagar los gastos administrativos que insume". Esta herramienta apunta especialmente a "las empresas de producción" y "Entre Ríos tiene muchísimas líneas de producción que se beneficiarían con esta línea", concluyó.

En el acto de rúbrica también participaron el ministro de Economía, Hugo Ballay; el secretario de Producción, Álvaro Gabás; el senador provincial Angel Giano; el jefe de Créditos y Finanzas del CFI, Faustino Huarte; y el coordinador de la Unidad Operadora Provincial, Guillermo Gorski.


Garciandía analizó el presente de la industria en Entre Ríos

El presidente de la UIER planteó cuáles son las dificultades que atraviesan los establecimientos industriales en el territorio provincial, sobre todo en lo que refiere al problema del financiamiento. En este sentido, destacó el diálogo con la Nación y la Provincia para sortear los obstáculos y seguir apostando por el crecimiento y desarrollo productivo.

Leandro Garciandía, titular de la Unión Industrial de Entre Ríos (UIER), brindó una entrevista televisiva para Canal Nueve Litoral y analizó el difícil momento que vive el sector. En este sentido, habló sobre los problemas que persisten y el necesario diálogo articulado con el sector público para encontrar soluciones en conjunto que permitan seguir produciendo y desarrollando la provincia.

“La principal característica de la industria en Entre Ríos es que más del 80% es pyme. Además, están diseminadas por toda la provincia, por todos los rincones. Fundamentalmente, está basada en la industria alimenticia, pero también tenemos metalmecánica, una industria farmacéutica muy desarrollada, con laboratorios que están exportando drogas a más de 30 países del mundo”, destacó Garciandía.

En dicho escenario y ante la pregunta de cómo impacta en el sector el momento actual que atraviesa el país, analizó: “Lo que nosotros vemos es un mercado que está parándose, no de ahora sino prácticamente desde marzo. Vemos con preocupación que en este segundo semestre vamos a ver los efectos de esta política para tratar de frenar al dólar. Luego habrá una segunda etapa, donde claramente tendrán que bajar las tasas. Hasta que no se reactive esa parte, vemos con dificultad que pueda haber un desarrollo en el mercado”.

Desde esta perspectiva, planteó otro elemento que se suma y que será clave para reactivar el mercado interno. “Lo que viene ahora es una apertura de paritarias, que también es muy bueno, sobre todo para incentivar el mercado interno. De todos modos, las empresas están en una situación donde prácticamente están muy complicadas y sin poder financiarse”, reflexionó. Sobre ello, acotó: “No hay una oposición de la industria a aumentar salarios, sino todo lo contrario. El tema es la posibilidad de poder hacerlo”.

Exportaciones

A pesar de este complejo contexto para la industria, el titular de la UIER subrayó el dato del crecimiento que se produjo en las exportaciones de Entre Ríos, del orden del 3,6% entre enero y mayo de 2018 si se compara con igual período de 2017. “La explicación fuerte es de una suba del 14% en la agroindustria, principalmente por carnes y sus derivados; también la industria química y farmacéutica que prácticamente permitió crecer un 6%. Hubo otros rubros que han descendido”, sostuvo.

“Aprovechando este diferencial del tipo de cambio, claramente el mercado externo es una opción muy importante, teniendo en cuenta que el mercado interno está un poco flaco”, aseguró, aunque aclaró que “muchas veces una pyme no tiene la estructura de una gran empresa para la exportación, entonces hay que ayudarla”. Respecto de este punto, marcó que resulta necesario que el Estado instrumente una serie de medidas para impulsar las ventas al exterior de todas las empresas.

Reunión con Sica

Durante la entrevista, Garciandía destacó el encuentro que mantuvo la UIER con el ministro de Producción de la Nación, Dante Sica, durante su visita a Paraná. “Pudimos explicar claramente sector por sector la problemática de la coyuntura”, señaló, y reconoció que hoy en día “hay una actividad que está en retroceso, por cuestiones internacionales y efectos locales”.

En este contexto, señaló que se pusieron sobre la mesa los temas que son claves para las industrias de la provincia y el país. “Pudimos plantear la posibilidad del financiamiento de pymes, sobre todo la extensión de la cadena de pagos que hemos tenido; todavía no llega a ser una ruptura, pero sí una extensión”, indicó. Al respecto, valoró el programa de financiamiento con tasa subsidiada que lanzó el Ministerio de Producción.

Impuestos

Asimismo, el presidente de la UIER agregó que en dicho encuentro también se trataron “los problemas de infraestructura y los impuestos distorsivos -tanto nacionales como provinciales-, además de las tasas municipales que quitan competitividad a la industria”. Sobre esto, lamentó las asimetrías que todavía existen con otras provincias. En este sentido, contó que Sica manifestó su comprensión sobre la problemática y la necesidad de que el Estado intervenga para revertir el escenario.

Respecto de la cuestión impositiva, Garciandía planteó puntualmente el problema que generan los Ingresos Brutos. No obstante, recordó que hay un esquema de reducción progresiva del tributo con una fecha de vencimiento establecida y valoró las reuniones que realiza la UIER con el Gobierno provincial para tratar el tema. De hecho, en el marco de la reforma de la Ley de Promoción Industrial, entró en vigencia en la provincia el Bono de Crédito Fiscal que permite a las empresas industriales quedar excluidas del Sircreb y los Regímenes de Retención y/o Percepción.


La UIER, en la mesa de debate de las pymes argentinas

La Unión Industrial de Entre Ríos participó de la Conferencia Anual de la Fundación Observatorio Pyme, que concentró a empresarios, gobernadores y funcionarios nacionales. “Sin empresas, no hay empleo y no hay futuro”, fue el lema de la jornada, que puso sobre relieve los problemas de la coyuntura que atraviesa el país y la necesidad de políticas para revertir la situación.

La Unión Industrial de Entre Ríos (UIER), por intermedio del vicepresidente Sergio Corso, participó de la Conferencia Anual de la Fundación Observatorio Pyme, que se desarrolló en Buenos Aires el pasado 4 de julio. El encuentro, que congregó en el Salón del Banco Nación a empresarios, gobernadores y funcionarios nacionales, sirvió de espacio para poner sobre la mesa no sólo los temas que preocupan al sector, sino también las soluciones para salir de la coyuntura y apostar por el desarrollo productivo.

“Están muy preocupados por las pymes a partir de toda esta problemática que se generó por la corrida cambiaria. Se está viendo que hay poco sustento, poco apoyo, para el capital de trabajo por las altas tasas. Para las pymes, es muy difícil financiarse. Por eso, se mostraron muy preocupados e hicieron mención a que se está viviendo un momento muy crítico en todo el sector”, manifestó Corso tras el encuentro.

En esta línea, amplió: “Si bien la devaluación por un lado benefició a las pymes regionales y por otro lado las perjudicó, lo que más preocupa es la tasa de interés, la tasa de referencia. Para financiarse y para capital de trabajo, necesitás un fondeo, que hoy no existe o se está canalizando muy poco. Dante Sica –ministro de Producción de la Nación– se llevó la inquietud”.

En este escenario complejo, el integrante de la entidad fabril de la provincia indicó que durante las disertaciones, los empresarios destacaron la importancia de brindar apoyo a los proveedores para que no se corte la cadena de pagos. “Se están tratando de achicar los plazos para poder mantener la gama de proveedores”, señaló. Al respecto, acotó que el titular de la cartera de Producción “hizo hincapié en la coyuntura y mencionó que están implementando líneas de crédito para mantener la cadena de pagos”.

Fundación Observatorio Pyme

La Fundación Observatorio Pyme, con una trayectoria de dos décadas, apuesta a promover la valorización cultural del rol de las pequeñas y medianas empresas en la sociedad, la investigación microeconómica aplicada y las políticas públicas de apoyo al sector. Desde sus orígenes, genera información sobre las pymes industriales y de otros sectores de actividad, a fin de contribuir al desarrollo productivo.

En esta Conferencia Anual, se presentaron los resultados de nuevas investigaciones y se apuntó a la baja tasa de natalidad de empresas y la consecuente debilidad en el proceso de creación de empleo privado. Por ello, el lema elegido fue: “Sin empresas, no hay empleo y no hay futuro”. En relación a esta problemática, también se presentó un diagnóstico y las propuestas de acción pública para revertir la persistente pobreza estructural en la Argentina.

La jornada contó con la disertación del presidente de la Fundación Observatorio Pyme, Giorgio Alliata di Montereale; el ministro de Producción de la Nación, Dante Sica; la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal; el gobernador de Misiones, Hugo Passalacqua; el director del Banco Nación, Jorge Lawson; el Coordinador de Políticas de Fomento de la División de Empresas de Menor Tamaño del Ministerio de Economía, Fomento y Turismo de Chile, Abel Benítez; y los empresarios Paolo Rocca, Daniel Herrero, Hugo Sigman, entre otros.